El largo camino de los prebenjamines

Este año el Ayuntamiento de Madrid puso en marcha una iniciativa, demandada por algunos colegios, para permitir que los niños y niñas de 2º de Primaria pudieran participar en competiciones.

Al final sólo se consiguió contar con dos equipos que integraron a jugadores en esta categoría. Ha sido una buena experiencia, aunque supongo que se debieron de hartar de jugar casi siempre los mismos partidos contra los mismos oponentes. Pero algo positivo se ha movido.

Es cierto que a esa edad tan temprana es más importante que jueguen, se muevan, se diviertan, que la pura competición. Aún así los partidos son un aspecto adicional de motivación para practicar un deporte. Conocer a otros jugadores de su misma edad de otro colegio o club, les ayuda a sentirse más “importantes” ya que desde pequeños empiezan a representar a “su colegio” o “su club”.

La próxima temporada no acierto a saber cuántos equipos de esta categoría se apuntarán… A lo peor no tendremos ninguno, pero por lo menos se ha abierto una posibilidad de hacer que el balonmano se pueda jugar desde los más chiquitines.

No tengo nada en contra del fútbol. Al contrario, es deporte y todo lo que sea parcticar cualquier disciplina me parece positivo, pero en este caso siempre tienen competición, siempre consiguen alguna liga en la que hasta los niños de 1 de Primaria, o menores, pueden disputarla. Contar con una competición de prebenjamines de balonmano tan sólo iguala y aporta una alternativa a otras disciplinas que ya existen.

Esperemos que 2012-2013 pueda seguir contando con estos chavales…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *